You are here

Modelo Nacionalista

A- Nacionalismo moderado.

Economía: es un capitalismo nacional industrialista e independiente. Se desarrolla la industria nacional, se fomentan las empresas del Estado y se planifica la economía manteniendo el funcionamiento de las relaciones capitalistas. Los servicios públicos, el manejo del ahorro nacional, el comercio exterior y los recursos naturales, quedan en la esfera del potencial de control directo del Estado. El sector agrícola y el capital extranjero son subordinados a los intereses del proyecto industrialista. Se promueven formas estatales y cooperativas que conviven con la propiedad privada. El desarrollo industrial posibilita el crecimiento de organizaciones sindicales y junto a ellas, un proceso de discusión sobre la apropiación de la renta.

Rol del Estado: es un Estado nacional y empresario controlado por un frente de trabajadores e industriales. Controla los resortes centrales para el desarrollo nacional, atendiendo el desenvolvimiento de la soberanía política y la independencia económica. Incluye en las políticas de Estado a la pequeña y mediana empresa nacional. Implementa cláusulas y restricciones al capital extranjero que es subordinado a los intereses y condiciones objetivas del país.

Democracia y articulación política: es una etapa de inserción de las masas a las políticas del Estado. Las organizaciones de trabajadores y el empresariado nacional se constituyen como frente político para la conducción del Estado. Se promueve la organización política de las masas y del conjunto de la comunidad nacional enfrentada al imperialismo.

Programa Cultural: es el nacionalismo popular. Se cuestiona al liberalismo clásico y al proyecto del desarrollismo, poniendo de manifiesto algunas de las formas en que se ejerce la dependencia económica, política y cultural. Se reconstruyen las tradiciones y los valores de las organizaciones libres del pueblo, consolidando la identidad del país como marco para la defensa y el desarrollo nacional. Coexisten valores de la izquierda, el nacionalismo o la religiosidad popular. Se democratiza el acceso a la cultura y se articula la producción científica con el desarrollo del país.

B- Nacionalismo de izquierda

Economía: es una economía planificada, industrialista y antiimperialista. El Estado avanza sobre la posesión de las principales áreas de la economía desplazando gran parte de las funciones en manos del mercado capitalista, hacia la economía social, cooperativa o pública. Coexiste el capital privado en pequeña escala con la economía estatal o cooperativa y se abre la inversión extranjera solamente en algunas áreas que son reguladas en una economía que tiende a ser planificada. Las organizaciones sociales, de trabajadores o las empresas cooperativas, se apropian de parte importante de la renta y la riqueza nacional.

Rol del Estado: es un Estado capitalista estadual, planificador y antiimperialista. El Estado se torna empresario y puede controlar las principales industrias del país y las áreas estratégicas como la acción educativa o de la salud. El Estado incluye en la gestión a las organizaciones políticas, sociales y económicas nacionales, privilegiando a los trabajadores. Se plantea como tarea central del Estado la organización política del pueblo y la emancipación social y cultural del pueblo.

Democracia y articulación política: se crea un partido frentista o un movimiento nacional con hegemonía de los trabajadores, pero coextiendo con las representaciones de los empresariados nacionales. Se mantiene la competencia electoral y el multipartidismo como mecanismo de distribución del poder social. Las organizaciones de trabajadores agrarios o urbanos y los sectores de clase media, conforman la herramienta política hegemónica que adquiere los rasgos y plantea las tareas propias de cada país. Tienen representación institucional los sectores históricamente explotados y la acción política se centra en la consolidación de sus patrones de vida y de cultura. Las tareas de emancipación cultural, de formación cooperativa del trabajo y la lucha antiimperialista, son los pilares centrales de la acción política.

Programa Cultural: de desarrolla un nacionalismo anti imperialista que apoya las luchas de liberación nacional. Implica una articulación de los patrones culturales del Pueblo (históricos, étnicos o religiosos), con el desarrollo de la ciencia occidental (marxismo o nacionalismo). Implica la recuperación de los valores de los oprimidos por las acciones coloniales y neocoloniales. A partir de aquí, que lo valores socialistas de raíz religiosa o marxista, coexisten con la recuperación de la identidad y la etnia de los pueblos oprimidos por las diversas formas del colonialismo.

Autor: Aritz Recalde

Como citar este artículo: 

Anónimo (13 de Oct de 2010 - primera vez publicado: 13 de Oct de 2010). "Modelo Nacionalista". [en linea]
Dirección URL: https://www.zonaeconomica.com/modelo-nacionalista (Consultado el 19 de Nov de 2017)




Newsletter: Reciba información de Economía en su E-mail