Las condiciones de vida son uno de los elementos centrales en la caracterización de cualquier tipo de población máxime si se tiene en cuenta que el segmento que aquí se estudia tiende a asociarse con situaciones de pobreza o precariedad económica (Tokman y Souza, 1991 y De Soto, 2000). Es de interés, entonces, analizar si en realidad todos los sujetos empleados en el sector informal manifiestan un bajo nivel de vida, o si ello solamente se encuentra en algunos segmentos específicos de la informalidad.

Para lograr el anterior propósito es necesario contar con un indicador que permita medir  las condiciones de vida de los individuos, no obstante, dado que las encuestas regularmente se enfocan a temas particulares, rara vez se cuenta en una misma fuente con toda la información transversal y longitudinal para conocer a fondo la situación socioeconómica y laboral de los individuos encuestados. Para el caso de México Schteingart (1997) desarrollo una investigación muy completa respecto a las condiciones de vida de la población mexicana. En su estudio construyó indicadores para medir el porcentaje de la población que tenía acceso a servicios como agua potable y electricidad, además de analizar las condiciones de habitabilidad de las viviendas. Duhau (1991), por su parte, ha estudiado la importancia que tiene el acceso al agua potable y el uso del suelo en las condiciones de vida de la población de Ciudad de México.

No es el propósito central de esta investigación entrar en detalle de las condiciones de vida de la población ocupada en el sector informal, para lograrlo se requeriría más de una investigación al respecto. En cambio, se quiso utilizar de manera didáctica la información disponible en la tarjeta de registro de hogares de la ENE para asociar los tipos de informalidad definidos con algunas características o condiciones de vida de los hogares a los cuales pertenecen los trabajadores informales. Para ello se construyó  un índice de condiciones de vida que tomará en cuenta lo ya elaborado por autores como Schteingart  para medir el nivel de acceso y disponibilidad de servicios públicos, las condiciones de habitabilidad y el nivel medio de escolaridad de los hogares15 en la Ciudad de México.

El índice de condiciones de vida (ICV) que aquí se utilizará mide la disponibilidad de ciertos recursos en la población resumida en un número que permite apreciar qué tan bien o mal viven las personas: a mayor puntaje, las condiciones de vida son mejores y viceversa. Las variables incluidas en el índice así como la forma en que se construyó se resumen en la tabla 2.

Tabla 2

Explicación metodológica del índice de condiciones de vida ICV

Variables Incluídas Valores asignados      
Condicion de los techos


Lámina de Asbesto o Metálica

1
Ladrillo, Concreto o Madera
   
Condición de los pisos
Concreto, Firme o Tierra
1
Con recubrimientos
Cerámica, madera, etc.
   
Disponibilidad de Servicios Públicos
Carece de 1 o mas Serv. Públicos Básicos

1
Carece de Teléfono
Pero cuenta con los demás Serv. Públicos Básicos

2
Cuenta con Todos los Servicios Públicos
 
Escolaridad Promedio de los miembros de hogar mayores de 12 años
Menos de 7 años de Escol.
1
Entre 7 y 15 años de Escolaridad
2
Más de 15 años de Escolaridad
 
Niveles de Hacinamiento por Dormitorio
Mas de 4 personas
1
Entre 3 y 4 personas
2
2 personas o menos
 
Intervalos de Puntuación Muy Bajo
Entre 0 y 1
Bajo
Entre 2 y 3
Intermedio
Entre 4 y 6
Alto
Entre 7 y 8

Fuente: Cálculos Propios con Base en microdatos de la ENE, 3er Trimestre de 1994 y 2003 para Ciudad de México

* Se consideran Servicios Públicos Básicos: el agua, la energía o luz, drenaje o sistemas de aguas residuales y el teléfono

15- Promedio de años de escolaridad de los miembros del hogar mayores de 12 años excluido el o los individuos empleados en el sector informal.