Orden y desorden social

Encontramos diversas tergiversaciones sobre el orden y el desorden social, si esto lo vemos desde la perspectiva antropológica – como lo vamos a ver en este escrito -, ya que para muchos antropólogos, filósofos y hasta sociólogos, no se definiría como orden y desorden social, sino cultural; ya que la base de una sociedad es su cultura, por lo cual en el termino de cultura encontramos aspectos como costumbres, relaciones políticas, sociales, económicas, etc. El concepto de cultura lo abarca todo, ya que una cultura es una sociedad y el mundo visto de una manera material es una gran sociedad.
Dentro de estos aspectos, encontramos que 3 de ellos son capaces de adaptarse; el lector dirá, ¿Cómo adaptarse?, pues si, en cuanto hablamos de ecología, estructura social e ideología, podemos decir que este minúsculo grupo de aspectos, pero igualmente muy importantes, son capaces de adaptarse según las necesidades y el avance de cada cultura como tal.
Dentro del marco sociocultural, podríamos decir que:
• La estructura social, es un factor muy importante, ya que a estructura nos referimos a ciertas instituciones estatales, y a cierto ordenamiento, para un avance fructífero de la misma.
• El ámbito ecológico, se refiere al desarrollo de la relación sociedad – medio ambiente, y viceversa.
• El ámbito ideológico, es el que más sobre sale, ya que en este se recogen los 2 conceptos anteriores. En este último concepto, se recogen los hábitos y características comporta mentales de cada individuo, para así darle una definición a la sociedad como conjunto de individuos.
Para dar comienzo a este breve artículo, - el orden y el desorden social, - era necesario dar una breve introducción o significado de sociedad o cultura. Ya que partiendo del significado de lo principal en este caso, que es la sociedad, podremos dar una mejor fluidez al escrito, para dar a entender el significado del orden y el desorden social.
La base de este articulo, será el cómo la sociedad actual, en comparación con las sociedades anteriores (feudal, esclavista y comunista primitiva), no es estrictamente cerrada a un orden social, ni económico ni político. Sino que antagónicamente, siempre, existirá un proceso de resistencia o transgresión, ya sea bien hacia la resistencia de la sociedad directamente anterior, o hacia el avance a una sociedad llamada “superior”; ya que el modelo de una sociedad es sublime, imaginario, y no como piensan muchas personas, es algo concluso o determinado.
Empezando con el comunismo primitivo, podemos encontrar que consta de unas características particulares, donde en estructura social, consta de un igualitarismo social, no se encuentran clases sociales, ya que la propiedad privada no existía. En cuanto a la economía, era una sociedad muy rudimentaria, ya que fue la base de lo que hoy conocemos como SOCIEDAD; por lo cual no existía excedente de producción de alimentos, ya fuera por medio de la caza, o por medio de la recolección de frutos, por lo cual no se daba una explotación del hombre hacia el hombre, y no existían antagonismos entre la misma sociedad., por (esto se da en el periodo paleolítico) El fin de esta sociedad, se da por la revolución urbana, donde se encuentra la ganadería, y la agricultura (medios de producción) y por lo cual se da un excedente en la producción de alimentos y otros elementos, lo cual constaba de un poderío mínimo de los poseedores de estos materiales.
Encontramos seguidamente, a la sociedad esclavista, una sociedad muy antigua al igual que el comunismo primitivo, se conoció por primera vez en Mesopotamia y Egipto, pero el punto de partida “importante” fue en el Imperio Griego y el Imperio Romano. Esta sociedad se basa en conquistas, ya que los esclavos eran prisioneros capturados después de las guerras, que se desataban por dinero, o algún material o territorio en general. En esta sociedad, encontramos medios de producción como la ganadería la agricultura y la caza. Pero a diferencia de la sociedad primitiva, encontramos no la compra, sino la utilización indiscriminada, de lo que definió Marx como la fuerza de trabajo del esclavo. Esto se mantuvo hasta el siglo IX en Europa, y en América hasta el siglo XVI. En esta sociedad, empezamos a encontrar los antagonismos existentes entre Europa y América, ya que seguido del descubrimiento de América 1492, se da una sociedad esclavista, proveniente de la colonización española, portuguesa, inglesa, italiana y francesa, en todo el territorio americano. (Aparece el Concepto de propiedad privada)
En el siglo V (en Europa), gracias a la caída del imperio romano, y la incapacidad del emperador para controlar todos sus terrenos. Encontramos el feudalismo, que consta de la contratación de nobles o caballeros (también llamados señores feudales), los cuales eran encargados de “prestar” o alquilar las tierras los vasallos, que a su vez se encargaban de imponer sus tierras a los siervos, el trabajo de los siervos constaba de trabajar la tierra, para así entregarle parte de la producción a su respectivo vasallo. Esto a cambio de protección, y total sumisión. Aquí empezamos a hablar de la pequeña burguesía, y artesanos. Ellos eran incluidos en la misma escala social de la de un siervo, a diferencia que ellos no constaban de tierras, ellos poseían negocios, o lugares donde se vendían los alimentos cosechados por los siervos. Estos pequeñoburgueses, y aldeanos, podían vender sus productos, pero entregándole una parte de la venda a su vasallo o señor feudal, para así poder obtener la defensa de la ciudad y de su propiedad. El final de esta sociedad, se da tras casi 11 siglos de poderío del feudalismo.
En el siglo XVI, aparece el capitalismo, se da tras la caída del feudalismo, gracias al “comercio” realizado durante las cruzadas del siglo XI y el siglo XIII, y el descubrimiento y comercialización de los metales preciosos en las travesías de los siglos XV y XVI. La base principal del capitalismo, es la adquisición de capital, por medio de la explotación del trabajo asalariado, y la venta y producción de recursos, materiales y servicios, encontramos una propiedad privada sobre los medios de producción, es decir que la industria y producción será privada, por lo cual el interés primordial no es el buen orden social, sino la adquisición del capital. Esto se da gracias al poder del dinero, es decir que el dinero es lo principal de esta sociedad, por lo cual el trabajo realizado para la producción de estos materiales, será menospreciado, para así dar mayor valor al dinero y por lo cual a la adquisición del capital. Este modelo social, es el que rige actualmente.
Ya habiendo dado una breve explicación de la historia de los fenómenos sociales, por no decir el orden y el desorden social; me podre centrar en lo verdaderamente importante de este ensayo, los fenómenos sociales de la actualidad, su distribución, sus causas y sus posibles consecuencias.
Como primera cosa, me gustaría explicar un modelo que posee el capitalismo que no se encuentra descrito en ninguna, parte, sino que se remonta al libro “Vigilar y Castigar” escrito por Michel Foucault, ya que en el modelo capitalista, al igual que en el resto de modelos sociales anteriormente mencionados, encontramos un modelo panóptico, no igual al descrito por Foucault, ya que no consta de una torre en el centro del algo, sino que consta de el saber si nos observan o no. En todas estas sociedades, encontramos cierta represión sobre el pensamiento diferente, sobre el pensar en un avance, hablando particularmente de la actualidad encontramos una discriminación hacia el pensamiento diferente, hacia el pensamiento anarquista y el pensamiento comunista. Claramente, encontramos una diferencia entre los dominantes y los dominados.
Ya que en esta sociedad capitalista, existen una gran cantidad de personas o sujetos dominados, hablamos del proletariado, una “clase social”, la más baja, la que menos dinero posee y la que más duro trabaja. Una “clase” que hace casi un centenar de años, logro algo jamás esperado, una revolución donde el proletario no era un dominado mas, sino que era alguien igual al burgués, donde esos absurdos títulos de burgués y proletario se desboronaban para darle un titulo que jamás debió haber sido quitado, el titulo de persona. Pero ahora en la actualidad, encontramos cierto escepticismo hacia el crecer, hacia enfocarnos a lo desconocido. ¿Por qué?, ¿por qué no arriesgar como lo hicimos anteriormente?, ¿por qué no pensar en el futuro de nuestros hijos de nuestros nietos? La respuesta es simple, sensata y hasta un poco ardua, el proletariado actual, está conforme con lo que pasa, está conforme con el ser explotado, con el ser oprimido, con el ser maltratado, pero vuelve otra pregunta, ¿Por qué?, porque no conoce otro tipo de vida, no conoce una vida sin el titulo de pobre, de proletario, no conoce otra vida donde tenga con que darle de comer a sus hijos. ¿Pero no lo anhela?, ¡pues claro que lo anhela!, el proletariado quiere todo esto y más, pero no lo pide por el temor, por el temor de ser señalado, der ser atacado, de ser destruido casi en su totalidad como ha pasado a través de la historia en miles de ocasiones.
Por estas razones, podemos decir que los desordenes sociales, se dieron y se seguirán dando, ya que en cada sociedad, siempre existirá la inconformidad, ya sea la de unos pocos, o la de las grandes masas mundiales; esto siempre intentará ser regido por los mismos ordenes, pero los cuales no son factos, es decir no son definitivas, por lo cual, en algún momento, el más adecuado de esta sociedad, se verá una luz, una pequeña brecha, donde encontraremos una sociedad más justa y más igualitaria.

Comentarios

Re: Orden y desorden social

dalo mas claro no se entendio